El rey es el contenido o el fracaso del Daily

Imagen

El lanzamiento de The Daily generó muchas expectativas el 2 de febrero de 2011 por ser el primer medio dirigido a usuarios del iPad; su aparición se dio aún bajo la mirada del Rey Midas tecnológico, Steve Jobs, justo en un momento en que Apple vendía la tableta como un salvavidas para los medios de comunicación, como el siguiente paso que debían dar para promocionar y vender sus contenidos.

 A casi dos años de la presentación en el Museo Guggenheim de Nueva York y con una inversión de 30 millones de dólares, Jesse Angelo y Greg Clayman, jefe de Redacción y Editor, respectivamente, anunciaron el cierre definitivo tras no lograr sus niveles de audiencia, a pesar de haber sido “un vehículo increíble para la innovación”. Contaba con 100 mil suscriptores que pagaban 40 dólares al año, pero el proyecto requería al menos medio millón de clientes, lo que dejó pérdidas por 30 millones de dólares.

 El rey es el contenido, dice el lema paradigmático en la era de la sobreinformación; por lo que carecer de información especial que no tuvieran otros periódicos importantes de acceso gratuito ocasionó desde el comienzo una serie de críticas. Los suscriptores se preguntaban por qué habían de pagar para leer contenidos que podrían hallar en la red sin necesidad de gastar. Su desdén a no contar con una página web en la que los usuarios pudieran consultar textos, videos, fotogalerías y audios sin que fueran impresiones de pantalla de la tableta fue otra de las principales quejas.

 “Desde su lanzamiento, The Daily ha sido un experimento inteligente en la edición digital y un impresionante vehículo para la innovación”, decía en su comunicado de defunción, pero otra de las cosas que se le achacaba era su lenta actualización en el día, muy deficiente para ser un medio digital. Todo esto ocurre en medio de un proceso de reestructuración de News Corp., que se dividirá en dos empresas: una para publicaciones, que mantendrá el nombre de News Corp, y otra para contenidos de entretenimiento, que se llamará Fox Group.

En un comunicado, Murdoch dijo: “vamos a tomar lo mejor de lo que hemos aprendido en The Daily y aplicarlo a todas nuestras propiedades”, esto luego de la euforia que causó el entusiasmo de Steve Jobs con el iPad, que proyectaba un mundo en el que cientos de millones de consumidores ávidos de noticias iban a adquirir sus tabletas.

 “Nuestra experiencia desgraciadamente no ha podido encontrar de forma rápida una audiencia suficiente para convencernos de que este modelo de negocio es sostenible a largo plazo”, señala el comunicado del pasado lunes. De acuerdo con algunos especialistas esto se debió a que desde el principio no buscaron un nicho específico y se centraron en divulgar información general, aunado al cobro de información que en internet no tiene muchos defensores, ya que es visto como el espacio de la libertad y el acceso libre a los contenidos.

 Al final quedan las palabras de Murdoch en el Museo Guggenheim de Nueva York ese 2 de febrero de 2011, cuando dijo que The Daily era “una publicación que hemos creado para dejar huella”. Esta desaparición deja varias enseñanzas para los medios que en el futuro sigan el ejemplo tomando en cuenta sus errores.

Tagged , , , , , , , , ,

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: